Muchos usuarios cambian de Windows XP a Windows 10 por WannaCry

Las estadísticas muestran una subida en actualizaciones a Windows 10.

Windows 10

La reciente amenaza de los ataques de malware de WannaCry, y más recientemente Petya, están haciendo que cientos de miles de víctimas de todo el mundo, que todavía contaban con sistemas operativos obsoletos como Windows XP, se pasen definitivamente a Windows 10, ya que es el único sistema operativo Windows protegido contra estas dos amenazas. Y como Windows 10 ha garantizado a sus usuarios que no se encriptarán sus datos, los negocios de todo el mundo se han decidido a actualizarse a Windows 10, por miedo a que sus empresas sean víctimas de algún ransomware.

Un informe realizado por los chicos de Spiceworks revela que el sistema operativo líder en los negocios sigue siendo Windows 7, pero estas actualizaciones han hecho que Windows 10 adelante por fin a Windows XP, que todavía contaba con muchísimos usuarios.

Malware

Windows 7 sigue siendo el sistema operativo más usado

Windows 7 sigue a la cabeza de sistemas operativos instalados, con nada menos que el 68 por ciento de la cuota de mercado, pero Windows 10 le sigue los pasos en segundo puesto, con un 13 por ciento de la cuota de mercado. Windows XP está en tercera posición, con un 11 por ciento de la cuota de mercado, y seguido por Windows 8.

“En los últimos meses, los ataques de ransomware en masa como el de WannaCry o Petrwrap han causado muchos problemas a negocios que contaban con sistemas operativos obsoletos, como Windows XP o Vista, y por ello se han actualizado a sistemas operativos más seguros, como Windows 10. Y aunque Windows XP sigue instalado en algunos negocios, es evidente que cada vez más compañías se dan cuenta de los riesgos de seguridad que ello supone y le dan más importancia a las actualizaciones para proteger sus redes,” ha dicho Peter Tsai, analista de Spiceworks.

Sin duda, seguir utilizando Windows XP es una decisión muy arriesgada, dado que no recibe soporte ni actualizaciones desde abril de 2014. Pero también nos gustaría añadir que la mayoría de víctimas del virus WannaCry no tenían instalado Windows XP, sino Windows 7… Así que lo mejor es actualizarse cuanto antes.

Esto nos sirve de recordatorio de la importancia para los usuarios y las empresas de tener todas las medidas de seguridad posibles actualizadas para protegernos de las amenazas que se esconden por la red.

Dejar respuesta