¿Quieres navegar sin restricciones de país o sin las prohibiciones impuestas por tu proveedor de internet? Una de las mejores maneras para hacerlo es a través de un VPN. Un servicio de VPN nos permitirá navegar sin ningún tipo de restricción, por lo que gracias a él podremos acceder a servicios que nos han vetado por nuestro hogar de residencia. Por ejemplo, podremos hacer creer al ordenador que estamos ubicados en Estados Unidos y así acceder al contenido restringido en ese país, como por ejemplo los vídeos de una cadena de televisión. Pero vamos a ver, primero, qué es un VPN.

VPN

Tabla de contenidos

¿Qué es un VPN?

¡Muy sencillo! Un VPN, conocido también como red privada virtual, es una red que permite una extensión segura de la red de área local sobre una red pública, como internet. Es decir, gracias al VPN podemos enviar y recibir datos de forma privada, evitando que un tercero (como nuestro proveedor de internet) tenga acceso a las cosas que estamos visitando. Un VPN es un servicio muy útil si estamos tratando con datos secretos que no queremos que se filtren, si estamos realizando búsquedas delicadas o si queremos acceder a cualquier clase de material que haya sido bloqueado en nuestra región por las causas que sean, ya sea por que sufra un bloqueo regional (como ciertas webs de televisión extranjeras, por ejemplo); un bloqueo gubernamental o un bloqueo por parte de nuestro proveedor a internet.

¿Cómo usar un VPN?

Los VPNs son muy sencillos de utilizar. Solo tenemos que encontrar el servicio que más nos guste (gratuito o de pago) e instalarlo para comenzar. Muchos son extensiones para el navegador, como TunnelBear, de manera que tras instalar la extensión podremos abrir el navegador y comenzar nuestra rutina. Podremos elegir el país en el que nos encontramos desde el menú de opciones del VPN y este enmascarará nuestra red, haciendo ver que estamos en ese país.

¡Y listo! No tenemos que hacer nada más.

Los mejores servicios VPN

Ahora solo queda encontrar un VPN, y nosotros te traemos tres opciones muy buenas a continuación.

Express VPN

Este VPN se anuncia como el más rápido de todos, y es compatible con todos los dispositivos del mercado. Para utilizarlo hay que descargar el programa, que se conecta a más de 150 ubicaciones de 90 países. Lo único malo es que este VPN es de pago, pero cuenta con una garantía de reembolso de 30 días.

Hide.me

Este VPN ofrece una versión gratuita y otra de pago, con más servicios. Para utilizar la versión gratis tenemos que registrarnos con nuestra cuenta de correo, y una vez hecho ya podemos acceder a todos sus servicios.

Hotspot Shield Free

Este VPN es de los más conocidos del mundo, y además funciona en varias plataformas. Tenemos la opción de pago, que nos permitirá elegir entre veinte países para conectarnos; o la versión gratuita, que elegirá nuestra localización por nosotros. Cuenta con un límite de uso diario de 750 MB para la versión gratuita, pero suele ser más que de sobra.

Dejar respuesta